Dic 152014
 

libre-alSe entiende por libre albedrío la capacidad que tiene el ser humano de tomar sus propias decisiones.

Las decisiones que tomamos, no solo nos afectan a nosotros, sino a un conjunto de personas, del mismo modo que las de otras personas, cercanas o no, nos afectan a nosotros en mayor o menor grado.

De hecho, es imposible saber hasta qué punto una pequeña decisión afecta un entorno. El Efecto Mariposa……

Entonces, decir frases del tipo : es mi vida, es mi decisión, es mi problema y nada tiene que ver con otros, es aunque responsable incompleta.

Tienes una pareja, decides dejarla, tienes un piso y decides mudarte, tienes un empleo y decides cambiarte.

Eso podría afectar a gente que ni conoces, porque tu pareja podría conseguir otra (esa persona no la conoces, pero tu decisión le dio libertad a tu pareja, con lo cual la persona se ve afectada), el piso que dejas vacío puede ser alquilado por alguien que buscaba uno en esa zona (tampoco la conoces) y el cambio de empleo da la oportunidad de que tu vacante sea cubierta por alguien que tal vez este desempleado y tenía mucho tiempo buscando empleo (tampoco la conoces).

Te invito a reflexionar sobre alguna decisión que pienses que solo te afecte exclusivamente a ti a ver si es posible.

Una decisión como tan simple como tomar una cerveza más con unos amigos cuando pensabas irte, tiene un sinfín de posibilidades.

1.- Quedarte esa cerveza más hizo que conocieras a alguien que si te hubieses ido en el momento que tenías pensado no la hubieses conocido y termina siendo el amor de tu vida, un gran amigo o tu peor pesadilla, etc.

2.- Esa misma cerveza puede suponer que cuando vas a casa te para la policía en un control y te quiten puntos y te impongan una multa, pero tal vez por estar allí detenido no tuviste un accidente en el cual pudiste marcar tu vida o la de otro, que a su vez afectarían la vida de otros tantos.

3.- Tal vez por emplear el dinero para pagar esa multa no pudiste comprar el boleto de lotería de navidad donde siempre lo compras y todos tus compañeros si lo hacen y ganan, siendo tú el único que no lo compro.

4.- Podría ocurrir, que al saber que te puede parar la policía y estas cerca de casa, decides ir andando, compras un boleto de lotería que de no haber decidido dejar el coche no hubieses comprado, ganas y tus compañeros pierden un año más.

Las posibilidades son totalmente infinitas, como infinitos los caminos, pero todo ocurre en nuestro querido universo, en el cual estamos conectados. Recuerdan la teoría de los 6 grados de separación?.Empezamos a tejer relaciones.

Imagina un momento hablando en términos de posibilidades. Si en el ejemplo, bastante sencillo y tonto si se quiere, el de la cerveza, mira cómo podría afectar tu decisión de una cerveza más (en el caso de una cerveza menos se abriría otro número infinitos de posibilidades, e irte en el momento que pensabas, otros tantos) y a eso le sumamos que todos estamos relacionados mediante la teoría de los 6 grados de separación y si queremos complicar más la cosa le sumamos las sincronías, ¿cómo podemos pensar que libre albedrío es una forma que no afecta a otros?.

Siguiendo nuestro soso ejemplo, nuestro libre albedrío solo ocurre en el momento de la decisión, 1 segundo: 1.- Me voy y 2.- Me tomo una más.

Una idea complementaria a esto, es el DETERMINISMO que nos indica que todo acontecimiento está determinado por una cadena irrompible de causa efecto.

Esta doctrina a su vez se divide en DETERMINISMO FUERTE y DETERMINISMO DÉBIL.

Determinismo Fuerte: nos indica que NO existen sucesos aleatorios y el futuro es predecible partiendo del presente.

Determinismo Débil: nos indica que los hechos presentes están conformados por la probabilidad, que son la base del proceso causa efecto y los hechos o estados futuros pueden tener origen en sucesos impredecibles y aleatorios.

Pero como todo tiene su opuesto, existe también el INDETERMINISMO.

¿Que nos plantea?

Justo lo contrario del determinismo, nos plantea que los resultados no son consecuencia de un proceso lineal, que todo se debe al azar de causas no relacionadas.

Mi conclusión:

1.- Libre albedrío: lo limito al momento de la toma de decisión.

2.- Cada decisión abre un abanico con un sinfín de probabilidades, eso ocurre a diario, pues a diario tomamos decisiones.

3.- Imposible saber hasta qué punto nuestras decisiones repercuten en otros y las de otros en nosotros.

4.- El determinismo es el proceso de todo el mundo de posibilidades que se generan después de la toma de la decisión (indistintamente sea fuerte o débil).

5.- El indeterminismo invalidaría desde mi óptica las sincronías.

6.- Esas decisiones forman parte de una cadena causa efecto, y ese movimiento es parte importante del fenómeno de las sincronías.

  One Response to “Libre albedrío y la relación con los otros.”

  1. […] de una sincronía no evidente, pueden ser los utilizados en el artículo del libre albedrío, […]

Sorry, the comment form is closed at this time.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies